Si así lo desean, pueden compartir historias o captions a través de mi correo: cambiosde@gmail.com . Toda historia compartida será anónima, al menos que desees que se te atribuya el crédito.

domingo, 18 de febrero de 2018

Extraño acompañante PT 4

Yo misma lo había financiado sin poder haber hecho nada. Creo que el visitante supo un poco eso, puesto que rápidamente me llevó a las computadoras de la FI, en un piz-paz transfirío dinero de una cuenta a mi crédito, para abonar lo que había gastado, y aparte transfirío un poco a mi cuenta corriente. Era extraño, como si todo lo hubiese tenido planeado.
El tic tac de mis tacones al caminar se escuchaba por la FI (facultad de ingeniería), todos me volteaban a ver, era el centro de atención. Todos querían ver a la hermosa chica que iba pasando, me sentí bastante bien a decir verdad, no acostumbraba a vestir muy provocativa por que precisamente no me gustaba tanta atención, pero por alguna extraña razón era diferente. Mi cuerpo se movía de una forma espectacular, como si de una modelo se tratase, y de pronto sentí un desequilibrio al dar el paso, ¡Estaba yo en control de nuevo!
estaba muy nerviosa, había mucha gente, seguí caminando, y vaya de que forma, por alguna razón mi cuerpo se seguía moviendo de esa espectacular forma sin tanto esfuerzo, y a voluntad mía.
Hice el viaje de lo más normal a casa, paré el aparatito que ahora traía y en un baño melo retiré y guardé en mi bolso, era extraño traerlo. Seguía pensando que había pasado, no era algo cerca de lo común. Mi cabeza estaba llena de miles de pensamientos, ¿Que pasaría después? ¿Será que algún día el chico salga de mí? ¿Que sucederá cuando tenga novio? esas fueron algunas de las incognitas que me empezaron a preocupar, cuando de pronto escuché en mi cabeza "Tranquila, no pienses en el mañana, solo preocúpate por el hoy y ahora". Pronto un chico muy guapo se subío al micro en el que estaba, era increíble, ojos de color, piel clara, cuerpo atlético, yo me moría por que se sentara al lado mío, cuando de pronto se acercó en seco hacia mí y me sonrío "¿Ese asiento está desocupado?" titubeante contesté que sí. No daba crédito a lo que estaba sucediento. Se sentó y yo solo me puse mis audífonos, mi corazón estaba aceleradísimo, creo que él lo notó
me volteó a ver fijamente a los ojos, y se avalanzó hacia mis labios, dandome unos besos muy apasionados, ¡Es increíble! era una locura lo que me estaba pasando.
Él me dijo ¿Ya estás más tranquila? asentí con la cabeza por que no podía ni hablar. Volvío a besarme mientras tomaba mi celular, lo más extraño pasó, es que él fue capaz de desbloquearlo con mi PIN y me dejó en mi preciado móvil su número de celular. Me dijo "estaré más cerca de lo que piensas" y se bajó en la estación que le correspondía
En mi mente rebotó el "estaré mas cerca de lo que piensas"
¿fuiste tú?
Le pregunté a la vocesita dentro de mi cabeza

continuará

No hay comentarios.:

Publicar un comentario